Historias para no dormir

Mi hermano está en Alemania con una beca Erasmus, y hace unas semanas, aprovechando una visita de unos días, me pidió que le instalase Linux en su portátil HP que había comprado un par de meses antes, ya que lo necesitaba para hacer el proyecto. La idea pues era instalar un Linux y dejarlo preparado en dos días; no tenía mucho más tiempo. Dejemos claro antes de nada que cuando empezó, lo que mi hermano sabía de Linux y nada era casi lo mismo; lo que ha aprendido lo ha hecho a partir de algunos tutoriales y unos cuantos correos míos en plan de “para hacer esto, teclea tal cosa”, o “fíjate en el log este, que te pondrá tal cosa que te puede servir de ayuda”. Les advierto que esta entrada tiene poca relación con la seguridad en sí, pero es un tema que en el trabajo sale a menudo.

Soy usuario de Linux desde 1996 aproximadamente, a nivel administrador. He utilizado Slackware y Debian básicamente. La última Gentoo que me instalé, después de pasarme una semana compilándola enterita y configurándola para que funcionase correctamente en mi portátil Samsung X05 la borré sin ni siquiera utilizarla, y a día de hoy éste no tiene Linux instalado básicamente porque no lo necesito para nada y no me gusta perder el tiempo sin razón alguna. He montado RAIDs por software, he compilado kernels con configuraciones de hardware bastante extrañas, he configurado sistemas para actúar de balanceadores de carga, y he hecho las suficientes cosas para pensar que tengo un nivel de Linux avanzado. O tenía, porque he de admitir que, después de llevar algo más de dos años sin tocar un Linux, estoy algo oxidado. Pero creo que me llega para instalar una distribución de Linux.

Así que me puse a ello. Bajé el primer CD de Debian, lo grabé, lo metí en el portátil, y empezaron los problemas; un sábado y medio domingo después, aún estaba en ello y seguía sin conseguir nada, porque al parecer el kernel que llevaba la Etch no detectaba la tarjeta de red del portátil, entre otras muchas cosas. Decidí, en última instancia, bajar el kernel en otro equipo, quemarlo en un CD, compilarlo y esperar que funcionase. Afortunadamente tenía otro equipo —el mío—, algo que no tiene todo el mundo. Tras hacer todo eso descubrí que lo que no tenía en ese primer CD era el gcc (compilador), ni muchas otras cosas que eran necesarias. Culpa mía. Así que después de unas cuantas horas de perder el tiempo y pegarme con Etch, decidí que no podía perder más tiempo bajando más CDs y/o DVDs, y pensé en echarle un vistazo a Ubuntu. Tengo una buena conexión, pero no fibra óptica con el repositorio español de Debian para empezar a bajar DVDs.

Tuve suerte: Ubuntu es mucho más amigable (y esa es la razón de que esta entrada no sea realmente dura). Detectó al instante la tarjeta de red (o, si quieren, “el kernel que lleva detectó…”), lo que permitió instalar el sistema operativo por red; incluso pude irme a tomar algo mientras se instalaba. Cuando llevas bastantes horas buscando alternativas y soluciones para que algo que te parece una tontería funcione, que algo tan simple sea posible te parece fabuloso. Lo cierto es que en un par de horas el sistema operativo estaba instalado y funcionando. Por desgracia, la configuración de la WLAN me llevó otro par de horas navegando por blogs y foros, instalando unos cuantos paquetes y configurando algunas cosas con la línea de comandos, ya que al parecer el driver que debía funcionar no funcionaba. Tuve que bajar otro driver y un par de paquetes, compilarlos, instalarlos, y crear un pequeño script para /etc/init.d/ que se lanzase al arrancar; una trivialidad para cualquiera.

Después de eso, ningún problema… con la WLAN. Porque el resto, ni me puse a mirarlo. Simplemente bajé un 2.6 reciente y le sugerí a mi hermano que si quería que la webcam o que las teclas multimedia funcionasen, tenía dos opciones: a) utilizar el Windows Vista que tenía en la otra partición, y b) compilar el nuevo kernel. Claro que cuando me puse a decirle cómo compilar el kernel, para el “make menuconfig” o el “make xconfig” tuve que instalarle otra serie de paquetes que yo, por mi experiencia, sabía que había que instalar. A una persona familiarizada con la informática a nivel usuario, le habría llevado días saber qué había que instalar, si antes no desistía de ello.

Resumiendo: me llevó algo más de un fin de semana instalar un Linux en el portátil de mi hermano. Y sinceramente, yo no tengo ese fin de semana; me paso el día en la oficina y no tengo ganas de dedicar mi tiempo de ocio a pegarme con aplicaciones y sistemas poco amigables (aunque estén hechas con todo el amor del mundo) que requieren modificar unos cuantos ficheros de texto plano, conocer unos cuantos comandos nada básicos (lsmod o modprobe, por ejemplo), y tener mucho tiempo libre. El fin de semana quiero estar con mi pareja, quiero irme de fiesta, salir con los amigos o simplemente tumbarme en el sofá a ver como pasa el tiempo por el gotelé de la pared. Quizá antes sí, pero ahora, sentarme delante de un ordenador a configurar/instalar un sistema operativo no es mi idea de diversión. Claro que no todo el mundo es de la misma opinión, y los respeto.

Así que, aunque Linux sea mucho más seguro que Windows, cosa que no dudo, esto es lo que hay. Y con eso hemos de lidiar.

Comments

  1. ¿¿Y quién tiene la culpa, Linux o, en tu caso, HP que no ofrece drivers para este S.O. tal y como lo hace para Windows?? Cuando, por defecto, un S.O. como Windows no ofrece soporte para un determinado controlador es la propia empresa del controlador el que la ofrece pero, en el caso del S.O. Linux esto no se cumple no sé muy bien por qué ya que el mercado de Linux cada día es mayor. Creo que las empresas de hardware deberían ponerse las pilas porque es posible que estén perdiendo un gran número de posibles clientes por no ofrecer drivers para todos los SS.OO. Lo que sí está claro es que quién no tiene la culpa es el usuario final (en este caso tú) que al final has sido el que la has pagado con tu tiempo.

  2. http://Manuel%20Benet says

    En principio, la culpa la tiene HP por no proporcionar drivers. De todas formas ten en cuenta, por ejemplo, que existe efectivamente un driver para la WLAN, pero que Ubuntu no reconoce, o no lleva incorporado. Y para que la reconociese tuve que hacer cosas nada triviales; ese es el tipo de cosas que hay que automatizar al máximo.

    Es cierto que en mi experiencia con Ubuntu puedo constatar que se ha dado un paso gigantesco, y sobre todo en relación con otras distribuciones, pero sigue habiendo aspectos por los que en mi opinión, no está listo para el escritorio. Y uno de ellos es sin duda la instalación de drivers.

  3. http://José%20Selvi says

    Manolo, creo que estás realmente oxidado, ambos hemos instalado Linux en la época en la que hacerlo era algo realmente complicado (y tampoco era para tanto, nada que ver con la época del Linux-From-Scratch) y creo que estaremos de acuerdo que las instalaciones de Linux de hoy en día son tremendamente simples comparadas con las de entonces (salvo quizá la de Slackware que mantiene su sabor original :) ).

    Yo no he probado Ubuntu (sigo fiel a mi Slack), pero todo el mundo que me habla de ella dice que es muy sencilla de instalar y que lo pilla todo o casi todo sin hacer nada.

    Lo único es que cuando te compras un hardware tienes que saber que sistema operativo quieres ponerle, si quieres tener Windows y Linux tiene que comprar hardware lo más compatible posible. Eso, aunque a ti te parezca que no es funcional, es lo más normal del mundo, ¿que pensariamos de una persona que se compra un SPARC con Solaris y luego nos dice que quiere instalar Windows y tener un arranque dual?. Pues le diriamos que si quería eso se ha equivocado de hardware, tenía que haber comprado un Intel con hardware compatible con ambas plataformas y haber instalado en arranque dual un Solaris para Intel y un Windows, y en ningún caso eso querría decir que Windows “no sea funcional”, simplemetne que la persona que ha comprado el Hardware lo ha hecho erroneamente y no ha comprado el Hardware que realmente necesitaba.

    Contestando a Chesco, ya se preocuparía HP de tener drivers para Linux si viera que las ventas de sus equipos bajan porque los usuarios de Linux no compran HP porque el Hardware y el soporte de este no es adecuado. Y si no somos tantos como para que se note, no pasa nada, compraremos otra marca, que las hay muchas y buenas :) .

    Sé que se me ha visto el plumero, pero a ti también Manolo!!, Renegado!! ;)
    Saludos a todos.

  4. No hay nada como un poco de polémica Linux Vs Windows para animar el ambiente :D

    Ubuntu da algunos problemas a la hora de conectarse (o eso dicen, por suerte me queda 1 mes para comprobarlo) a redes WIFI, Chema Alonso dedicó algunos post a ello:

    http://elladodelmal.blogspot.com/2008/05/la-wifi-en-ubuntu-804-ii-de-iii.html

    El tema de los drivers por sistemas pues en parte tiene razón José Selvi y en parte Manuel, los que trabajamos de Lunes a Viernes y, por mucho que nos gusta este oficio, no nos apetece llegar el fin de semana y perder nuestro precioso tiempo en … ¡instalar un driver! También es verdad que el que lo hizo en la Universidad, lo hizo alguna vez en el trabajo, etc. No debería tener problemas si realmente es un usuario avanzado.

    Finalmente, por meter un poco de cizaña al asunto, siendo este un bloq de seguridad, ¿Cómo puedes decir tan fresco que Linux es más seguro que Vista?, ¿Es eso una afirmación genérica?, ¿Cuentas la seguridad por número de vulnerabilidades descubiertas?, ¿Te basas en el contador de virus que aparecen para Windows?. Esa información la aceptaría con XP sin mayor problema, pero -personalmente- desde que uso Vista he olvidado lo que es el Malware en 18 meses…y subiendo.

    Saludos y enhorabuena!!

  5. http://Manuel%20Benet says

    Bueno, en términos genéricos, aunque sea por ausencia de virus y menor exposición a las intenciones de los “Black Hats”, sí que pienso que Linux es más seguro que Windows, *en general*. No obstante, creo que habría que ver casos particulares y seguramente los dos sistemas bien securizados aporten un nivel de seguridad similar.

    Pero yo no quería llegar tan lejos :)

  6. http://José%20Selvi says

    Yo en temas de seguridad no me mojo, nunca diré que un sistema es más seguro que otro, todos tienen fallos y vulnerabilidades, y hablando de estos dos sistemas creo que ambos tienen disponibles las herramientas necesarias para que un buen administrador consiga unos niveles aceptables de (in)seguridad.

    De momento Vista tiene algunas particularidades que hacen que los programadores de Virus tengan que tener en cuenta algunas cosas extra para programar sus bichitos, esperate a que el foco de mayor propagación sean los Vista en lugar de los XP y veremos lo que pasa :P .

    Por último te he de decir que he leido algunas comparativas de seguridad entre Windows XP y Vista y, concretamente en el caso de Malware, la detección del sistema de Windows Vista era un poco deficiente. Espero que estés usando un software de terceros, porque sino igual esos 18 meses sin malware no son tales.

    Saludos.

  7. Yo también he leido esas comparativas y (en mi opinión) dependen del fabricante y de la afinidad al nuevo SO de Microsoft. Parece que existe un buen puñado de gente deseando que salga Windows 7 (¿se llamará realmente así?) y que Vista solo sea un mal sueño (a lo Millenium)

    Aunque ya se sale de la temática del post dejaré una configuración muy sencilla que creo a todo usuario de a pie le vale:

    Windows Vista SP1 + Windows Defender + Un Firewall correctamente configurado + Antivirus actualizado a diario (y usado periodicamente) + UAC, en mi opinión, te cubre el 99% de los problemas.

    Ah! Y no conectarse a Internet!! (Eso ya para el 100% X-D )

    :wq

  8. Pues por tema de hardware te recomendaría las siguientes:

    Suse Linux Pro, que es la que más e utilizado. (Open suse es gratis). “el DVD recomendado”

    Knnopix, tiene una deteción excelente de Hardware.

    mandriva por simplicidad.

    Saludos.