DEP, dmr

dmrSi hace unos meses nos dejó Robert Morris, esta mañana nos enterábamos de la muerte el pasado domingo de Dennis Ritchie, dmr. Otro de los grandes que se va en este annus horribilis :(

Dudo que dmr necesite ningún tipo de presentación; jamás diseñó un iPhone o un iPad, pero entre sus pequeños aportes a la informática actual destacan el lenguaje de programación C (si alguien no se ha leído el K&R ahora es un buen momento para hacerlo y homenajear así a la R) o, junto a Ken Thompson, el sistema operativo Unix. Ahí es nada. Eso sin contar trabajos menos populares que Dennis Ritchie lideró o en los que participó de forma muy directa, como Plan9, Inferno o Limbo.

Estos trabajos le valieron a Dennis Ritchie todo tipo de premios y reconocimientos -entre ellos el Premio Turing de la ACM, quizás lo más parecido al Nobel en el campo de la informática- pero, sobre todo, la admiración de millones de personas que hemos devorado buena parte de lo que dmr escribía, usado y administrado sistemas operativos como Unix, programado en lenguajes como C y, en definitiva, tratado de aprender una milésima parte de lo que este genio ha aportado a la tecnología.

No vamos a hablar de todo lo que dmr nos ha dejado porque para resumirlo necesitaríamos varios tomos de enciclopedia. Simplemente os dejamos con una entrevista que Manolo le hizo al Sr. Ritchie hace unos añitos para LinuxFocus y con una frase de este genial científico que se acaba de ir: «Unix is very simple, it just needs a genius to understand its simplicity«. En su memoria, dediquémosle un minuto de CPU en todos los sistemas. Unix, por supuesto…

Descanse en paz o, mejor dicho,

#include <stdio.h>
int main(){
printf("DEP, dmr :(\n");
return(0);
}

Comments

  1. #include

    int main(void) {
    sleep(60);
    printf(«DEP. DMR.\n»);
    return 0;
    }