Las pifias de “Hollywood”

Hace ya varios años, cuando aún estaba estudiando en la facultad, me surgió la oportunidad de ejercer de moderador en una “asignatura” sobre las Ingenierías (y más concretamente, la informática) en el cine. Cada sesión se componía de dos partes: el visionado de una película y un debate posterior. Lo primero que tuve que hacer fue “documentarme” un poquillo, para decidir que películas podían ser interesantes, y que se podía sacar de ellas.

Esta claro que hoy en día no hace falta ver una película que hable de informática para ver el uso de ordenadores en ella, y se podría perdonar la falta de rigurosidad que estas pudieran tener. Lo triste es ver que en las películas en las que la informática forma parte de la trama principal, es las en las que más barbaridades se llegan a ver.

Realizando dicha labor, me encontré con varios blogs que hablaban de las grandes “pifias” que había cometido la industria cinematográfica con la informática. No recuerdo muy bien todos ellos, pero la mayoría estaba de acuerdo con qué películas habían cometido los mayores errores. Todos los blogs coinciden en que las películas que hablan de los hackers son aquellas que peor reflejan la realidad. Por ejemplo los “hackers” saben usar cualquier sistema operativo que además debe estar en suspensión o algo así, porque normalmente tienen una velocidad de arranque que ya quisiéramos, y son capaces de desproteger cualquier sistema en menos de 5 minutos. Un claro ejemplo de esta situación, llevada al límite de lo absurdo es cuando, en Operación Swordfish (Swordfish, 2001), Stanley (Hugh ‘Lobezno’ Jackman) tiene que demostrar que puede entrar en el ordenador del departamento de defensa americano en apenas un minuto, mientras una chica guapa se propone distraerle de una manera un tanto… original, y John “Vincent Vega” Travolta le apunta con una pistola en la sien. Como una imagen vale más que mil palabras os dejo un enlace al vídeo, juzgar vosotros mismos.

Otra capacidad que tienen los hackers es la de programar a toda velocidad. Lo más común son los virus (debe ser que son fáciles de hacer, hecho uno…). Véase por ejemplo Independence Day (Independence Day, 1996), en la que programan un virus capaz de desarmar los escudos de las naves alienígenas (¿os habéis planteado si usarán los Alien TCP/IP para sus comunicaciones?). No olvidéis tampoco que, si accedéis a www.fbi.org u otro organismo semejante, vais a la sección “secret files” y, con varios intentos accederéis a los datos más secretos del mundo. Aparte de las películas ya mencionadas, otras en las que aparecen “superhackers” son: The Italian Job (The Italian Job, 2003), Hackers (Hackers, 1995), Misión Imposible (Impossible Mission, 1996), Parque Jurásico (Jurassic Park, 1993)…

Una cosa sí hay que envidiar a los productores americanos: su capacidad de diseñar interfaces 3D “super chulas”, con una velocidad que ni Google. Los archivos que necesitas suelen estar escondidos detrás del cubo verde (otra vez Jurassic Park es un buen ejemplo de ello… ¡ah, y es Unix!), y no se puede acceder a ellos con un par de clicks, lo que hay que hacer es “aporrear” el teclado a toda velocidad para parecer que eres un gran informático. Son unos sistemas basados en la estadística: contra cuanto más rápido teclees, más posibilidades tienes de acertar la combinación de teclas necesarias para llegar al archivo. Eso sí, aunque son sistemas con una capacidad de búsqueda tremenda, tienen un punto flaco, y es a la hora de copiar archivos cruciales para resolver una trama de conspiración a nivel mundial, a un USB, un CD o mandarlos por correo. En ese momento la barra de progreso del copiado se vuelve “leeeeeeeeentaaaaaaaaaaaaaaa” dando tiempo así a que el malote aparezca por la puerta, para dar más tensión a la trama. Por nombrar alguna película más, que no deberíais ver ni aunque la vida os fuera en ello, Firewall (Firewall, 2006) dónde tito Harrison “Jones” Ford es un agente de seguridad, capaz de montar un escáner de última generación con la barra lectora de un fax/multifunción y con un iPod mini mediante la entrada de los cascos (llora McGyver), y sin saber como la cosa funciona de lujo, guardando los no se qué montonada de números de cuenta del banco y los almacena en el disco duro del iPod en forma de imágenes. No contento con esto, los pasa por un OCR y ya tenemos los números de cuenta perfectamente registrados en nuestro portátil… prefiero no hacer comentarios sobre esto.

Son numerosas las películas que, bien utilizados o no, usan al fin un programa real y conocido. El Nmap debe de ser el que se lleva la palma en apariciones cinematográficas, tanto, que sus desarrolladores muestran orgullosos en su página sus numerosas apariciones.

Son muchas las películas que probablemente me olvido de mencionar, pero quiero destacar La Jungla 4.0 (Live Free or Die Hard, 2007) (o cómo puedes salvar el mundo América con un teléfono móvil), en la que al final detectan la IP (supuestamente pública, ya que se está accediendo desde Internet) desde la que se está realizando un ataque, y está es del tipo 10.X.X.X, que como saben es de direccionamiento privado.

Probablemente sabréis de más películas que hablen del tema, bien o mal, pero por encima de todas ellas está una de las películas que más me marcó y no se si es la culpable de que me dedique a esto de las maquinitas, pero seguro que algo influyó. Si amigos, estoy hablando de Juegos de Guerra (War Games, 1983), que con sus virtudes y sus defectos, y a pesar de los años, sigue siendo una de las mejores películas que he visto sobre este tema. Es por eso que fue una de las elegidas para una de las sesiones, que me tocó moderar.

Comments

  1. ¿CONTRA más rápido? :S

  2. Malakai: :) Cuanto, cuanto…

  3. muy buen post. Muy divertido. Y eso que no has comentado las series de TV, como por ejemplo CSI Miami, o Bones, donde tienen unos sistemas tridimensionales con hologramas interactivos y que permiten saber dónde vive el asesino pidiendo una simulación de toda la escena del crimen.

    Le pregunté a un amigo médico, si la terminología médica era también tan fantasiosa, y me dijo que era bastante exacta, un poco exagerada pero exacta. Con esto la conclusión es que la informática la usan para evitar disparar rayos láser.

  4. Algo que me hizo reírme un buen rato con la nueva temporada de futurama es una vez que en una imagen de satélite se ve una nave destruyendo.

    Ahí va el avideo :)

  5. http://Francisco%20Benet says

    Me faltaba la Red (The Net 1995) , de Sandra Bullock, con un malo malote que…mejor la sinopsis: Ángela es una experta en ordenadores que trabaja desde su propia casa. No sale de su rutina diaria sumergida en su ordenador hasta que un día descubre, explorando un complejo programa informático, una misteriosa red de espionaje en Internet. Pronto se encuentra con una nueva identidad envuelta en una peligrosa trama internacional, sin darse cuenta de que en el mundo de La Red puedes encontrar a quien te propongas, pero ellos a ti también.

    Con este argumento…me rio de los XSS, el phising y todo aquello que nos espera en la oscuridad de la tecnología…

  6. Divertidísimo el post Guillermo!!!

  7. http://guillermo says

    Muchas gracias!
    Efectivamente, tal y como comenta Marlon, me he dejado las series. Mi “trabajo de investigación” se basaba en las películas, pero las series, como bien decís, no se quedan cortas.

  8. No sé el resto, pero 24 horas es impagable es estos aspectos.

  9. Jajaj que bueno me ha parecido! muy buena guillermo!

  10. Por supuesto, no nos olvidemos del descifrado de contraseñas carácter a carácter hasta que se ve la clave completa.
    c _ _ _ c a _ _ c a s _ c a s a

  11. El problema es que el cine… es el cine. Tiene un tiempo (dos horas) y un ritmo. Hacer algo real rompería una película.

    Pero no solo con la informática hay fallos.
    Todos hemos visto pistolas silenciadas que no hacen más ruido que un escupitajo.
    O coches que explotan a tiros.

    Este sabado emitieron una película en A3 en el peliculón donde un helicoptero de salvamento recibe varios disparos de un fusil (evidentemente no tiene retroceso, la munición es infinitas y el fogonazo es brutal). Y los disparos solo producen chispas.

  12. En La Jungla 4 digo yo que se mostrará una IP privada para que a nadie se le ocurra empezar a jugar contra “la IP del malo de la tele”, igual que los números de teléfono 555 :-)

    Saludos